Torreon, Coah.
Edición:
17-Jun-2024
Año
21
Número:
909
Inicio » COLUMNAS » MI VERDAD / 818

MI VERDAD / 818


|
Por:
Agente 57
|
26-03-2022
|
Edición:

|
Compartir:

POR: AGENTE 57

Arrancamos… Un país dinámico como el nuestro, con una sociedad permeable, en movimiento, y constante mutación, requiere también de una transformación dinámica que no admita ni reconozca sus triunfos sino para basar en ellos nuevas luchas, que se ufane de su estabilidad solo para consolidarla más y partir de ella hacia nuevas transformaciones, que proclame el desarrollo que ha al. cazado el país sólo para acelerarlo, tanto en su aspecto acumulativo como en su aspecto distributivo -la justicia social-; en fin, que conserve sus ideales para rejuvenecerlos constantemente, para aplicarlos a la nueva problemática que la contrastada realidad le presenta y le exige solucionar. Hay transformaciones falsas porque se detienen o anquilosan, o al proclamar la victoria total se dan, en realidad, por vencidas. Otras que en vez de practicar reformas profundas aplican meros correctivos, y por eso no solucionan problemas ni pueden permanecer en estado de vivencia social: siembran, en cambio, el germen de su propia destrucción. Son éstas las seudorevoluciones que sueñan los impacientes o que hacen los reformistas tímidos. A veces se confunden revolución y violencia. " Aunque ello sea poco probable cabe inclusive imaginar que una transformación se cumpla en seco, La 4T no es barricada, sino un estado de espíritu" Y eso es nuestra 4T en su actual fase pacífica y constructiva: un estado de espíritu, una disposición al cambio, un quehacer cotidiano al servicio de los grandes grupos populares. Superada la lucha fratricida hace rehabilitando el país, cimentada su infraestructura, transformación quiere decir ahora desarrollo en favor de la masa, crecimiento para beneficio de los más, actitud de constante creación, imaginativa lucha incruenta, en favor del progreso social, basada en el análisis de una realidad llena de contrastes rehabilitando el país, cimentada su infraestructura, transformación quiere decir ahora desarrollo en favor de la masa, crecimiento para beneficio de los más, actitud de constante creación, imaginativa lucha incruenta, en favor del progreso social, basada en el análisis de una realidad llena de contrastes e injusticias que se están combatiendo todos los días con fe y tesón. 4T tampoco es utopía. Caen en el utopismo quienes "tratan de hacer creer que el mañana priva hoy”, o sea los que en actitud demagógica exigen a la 4T que trasvase su momento histórico y se sitúe fuera de la realidad; los que le piden una aceleración que le haría perder el equilibrio, o de plano los que le proclaman un mito irrealizable y acto seguido le reprochan que no pueda llevarlo a cabo a la velocidad que ellos imaginan o prefieren. Los periodistas chayoteros son hermanos gemelos de los retrógrados y conservadores. Lo que ellos sueñan no es una 4T si acaso una involución vestida con falsas galas progresistas. “Las reformas se alcanzan con una acción elaborada y consecuente que sabe a dónde va… los entusiasmos intermitentes, la euforia momentánea, no conducen a buen fin". Así es. Por eso "la aventura romántica nos está vedada": por eso también la responsabilidad del mexicano-responsabilidad, que no timidez le impide dar pasos en falso o confundir la sola impetuosidad con el espíritu de transformación y la capacidad de cambio. Es cierto que una revolución que transige se suicida, según oportuna frase atribuida a Carranza, pero es también muy cierto que transformación que se va de bruces fracasa, o da pie a sus enemigos para que la frenen de manera irremediable. MI VERDAD. - No, no son palabras de AMLO. Son de Gustavo Díaz Ordaz. Pero como se parecen.

Sin Censura | Todos los derechos reservados 2022 | Torreón Coahuila | Donato Guerra 461 sur
menu