Torreon, Coah.
Edición:
26-Feb-2024
Año
21
Número:
895
Inicio » COLUMNAS » NO ESTÁS SOLA / 725

NO ESTÁS SOLA / 725


|
Por:
Sin Censura
|
30-11-2019
|
Edición:

|
Compartir:

POR: DANIELA CARLOS ORDAZ

En torno al “Día de la NO VIOLENCIA contra la mujer”, hay mucho que decir y al mismo tiempo, poco que contar.

Lo que vemos, en la sociedad, como violencia (golpes físicos), es sólo lo evidente de la violencia, es como un gran iceberg donde solamente la punta se ve, pues bien, pasa lo mismo con la violencia ejercida con cualquier ser humano, pero más evidenciado sobre las mujeres.

Las cifras marcan, que cerca del setenta por ciento de las mujeres sufrirán violencia física o sexual por parte de alguna de sus parejas a lo largo de su vida, las cuales muestras mayores probabilidades de sufrir una depresión fuerte.

Los insultos, las humillaciones, el demostrar indiferencia total por un determinado tiempo, como demostración del poder que se ejerce sobre el otro, todo eso, también es violencia.

Lamentablemente, son muchas las mujeres que crecen con la idea de que esto es “normal”, que si tu pareja te dice: ¡Estás gorda, adelgaza¡, tú crees que debes hacerlo. Si usas cierto tipo de ropa, es porque eres una provocadora, y muy seguramente, una mujer de moral distraída, o peor aún, que, si te abusan de ti, es porque tú te lo buscaste.

Toda esta sarta de tonterías nos las hemos ido apropiando como cultura, a tal grado, que si una mujer es asesinada lo vemos como parte de una estadística, y no como una hija que no llegará a su casa, o la madre que no verá crecer a sus hijos, o la joven que viajaba para conocer el mundo y sus padres solo reciben sus pertenencias, porque su cuerpo inerte desapareció, igual que su vida, solo porque alguien pensó que tenía el poder de quitarle la vida por ser más fuerte, por demostrar su hombría, o porque simplemente se le dio la gana abusar de ella y después desecharla.

Los acosos en las calles, que después dicen son piropos, cuando poco les falta para desnudarte con la mirada. El decirte que eres tonta y que por ser mujer estás destinada a cuidar de los hijos y la familia, y si algo sale mal, es porque algo no hiciste bien, es agresión. ¿Quién dijo que las mujeres, además de ser todólogas, teníamos que ser perfectas?

Los empujones, el estrujarte, el gritarte y callarte frente a los demás, eso, también es violencia, y muchas veces, la puerta hacia una trágica muerte.

Hay mucho que decir, pero cuantas van a contar su historia, cuántas hablaran de cómo salieron de ese hoyo, cuántas brindarán su experiencia, para que no les pase a otras…

No, no es fácil, pero se puede. ¿Qué cómo lo sé?, porque yo fui parte de las estadísticas, como muchas que callan por temor a represalias, por vergüenza o por coraje con ellas mismas por permitir que alguien abuse de ellas, decida por ellas y hasta piense por ellas.

Cuando sientas que no puedes más, no decaigas, busca a tu familia, amigos, pide ayuda en instituciones, con conocidos, con quien tú tengas confianza, créeme… ¡NO ESTÁS SOLA!

La violencia contra la mujer se va a acabar, cuando el machismo retrógrado que aún existe, se extinga por completo, cuando las mujeres que son abusadas, ejerzan su valor y no permitan que nadie, absolutamente nadie sobrepase su integridad, su voluntad y sobre todo su dignidad.

El día que las mujeres dejemos de vernos como rivales, y empecemos a unirnos y ser compañeras, y escuchemos a la otra, ese día las cosas también cambiarán.

Cuando la educación en las escuelas deje de ser sexista y con una perspectiva de género flexible, que permita a hombres y mujeres decidir por ellos mismos todo lo referente a su propio cuerpo, a sus ideas y pensamientos, sus puntos de vista y sus preferencias sexuales.

Porque las más de 1,700 mujeres que han muerto en Ciudad Juárez a lo largo de 25 años, sí hacen falta en sus hogares, le hacen falta a sus amigos y a nuestro país.

Por eso #NoALaViolenciaContraLaMujer #NiUnaMás #NiUnaMenos

Y para qué son las alas, sino más que para volar.

Sin Censura | Todos los derechos reservados 2022 | Torreón Coahuila | Donato Guerra 461 sur
menu