Torreon, Coah.
Edición:
17-Jun-2024
Año
21
Número:
909
Inicio » COLUMNAS » EL ASILO EN MÉXICO / 724

EL ASILO EN MÉXICO / 724


|
Por:
Fernando Rangel de León
|
23-11-2019
|
Edición:

|
Compartir:

POR: FERNANDO RANGEL DE LEÓN

El asilo en México data de 1853, en que firmó un tratado de no extradición por delitos políticos, con Colombia; antecedente del artículo 15 Constitucional, en el que el Gobierno de la República, se funda para otorgar asilo a quien se lo solicita, siendo muchos hasta la fecha; entre los que se encuentran personajes célebres.

En 1870 México concedió asilo a José Martí “El Apóstol de la Independencia de Cuba”; en 1911 a Giuseppe Garibaldi II, nieto del libertador de Italia y general de la Revolución Mexicana; en 1923 a Víctor Raúl Haya de la Torre, pensador y político peruano; en 1937 al revolucionario ruso León Trotsky; en 1938 al eximio poeta español  León Felipe; en 1939 al Exilio Republicano;  en la década de los 50’s al cineasta Luis Buñuel; en 1973 a la familia del primer socialista que llegó a una Presidencia de la República, en la historia del mundo, mediante el voto popular, el mártir chileno Salvador Allende; en 1979 a Héctor José Cámpora, expresidente de Argentina; en 1988 a Rigoberta Menchú, que huyó de Guatemala porque su familia fue torturada; y a otros.

Entonces ¿por qué tanto escándalo por el asilo a Evo Morales? Porque su figura internacional es un mal ejemplo para los que quieren seguir con la discriminación racial; pues él y Benito Juárez, demostraron que siendo de raza indígena pura pudieron ser presidentes de sus respectivas naciones; lo que demuestra que todas las mujeres y los hombres, sin distingo de nada, también pueden serlo.

Critican el asilo a Evo, porque fue el primer Presidente en la historia de su país que abatió drásticamente la pobreza y disminuyó las grandes desigualdades, bajó enormemente el analfabetismo y elevó el nivel educativo y cultural, redujo las enfermedades y la mortandad y amplió y mejoró los servicios médicos, impulsó la economía nacional y aumentó el Producto Interno Bruto, entre otros muchos progresos nunca vistos en Bolivia, donde el legendario Ernesto “Che” Guevara fue asesinado en los 60’s por los norteamericanos, porque luchaba precisamente por el bienestar de ese país y de América Latina toda.

Pero sobre todo los que no quieren a Evo, aquí y allá, es porque no permitió que unos cuantos siguieran saqueando las riquezas del país, continuaran haciendo negocios al amparo del poder público, y siguieran con la corrupción.

Pero el asilo a Evo Morales, no se le dió porque fue buen Presidente de Bolivia, sino por la tradición histórica del asilo en México; que debe de enorgullecernos a todos como pueblo humanitario y solidario.

Sin Censura | Todos los derechos reservados 2022 | Torreón Coahuila | Donato Guerra 461 sur
menu