Torreon, Coah.
Edición:
26-Feb-2024
Año
21
Número:
895
Inicio » COLUMNAS » ¿SERÁ VERDAD? / 704

¿SERÁ VERDAD? / 704


|
Por:
La Comadre
|
01-06-2019
|
Edición:

|
Compartir:

POR: LA COMADRE

Que no tardó mucho en tomar venganza por la humillación de que fue objeto por el gobierno de Peña Nieto. Así que Santiago Nieto Castillo que encabeza La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), le hizo un requerimiento de información el pasado viernes 24 de mayo a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), sobre la situación bancaria y financiera de ocho personas físicas y tres personas morales, entras las que se encuentran los allegados a Emilio Lozoya, Alonso Ancira, así como la compañía AHMSA, de la información que se desprendió de dicha indagatoria, la UIF, dependiente de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), ordenó que se congelaron las cuentas bancarias con las que opera Altos Hornos de México, (AHMSA), empresa que da empleo a 20 mil coahuilenses y es el principal sostén económico de la Región.

La trama se remonta a Enero de 2014, cuando Pemex hizo una sospechosa compra de activos y rehabilitó la planta de fertilizantes Agro Nitrogenados, la cual tenía 14 años sin operar y contaba con equipo obsoleto.

La planta de fertilizantes que adquirió Pemex, dirigido entonces por Lozoya, supuestamente pertenecía a Altos Hornos de México.

Un mes después de esa operación Altos Hornos de México, propiedad del empresario Alonso Ancira, transfirió más de 3 millones 700 mil dólares a las cuentas de Grangemouth Trading Company, firma offshore de la constructora Odebrecht, desde la cual también se distribuyeron decenas de millones de dólares para sobornar a la élite política de los países en los que la empresa brasileña tenía operaciones.

Lo más absurdo del caso, de acuerdo a Sergio Sarmiento, es que "...la instalación llevaba 14 años sin operar y tenía equipos con 30 años de antigüedad. La compra se pactó por 275 millones de dólares, “considerando que se rehabilitaría con una inversión” de 200 millones de dólares, por lo que “el total ascendió” a 475 millones de dólares. Sin embargo, Pemex autorizó después una inversión adicional de 285 millones de dólares “para rehabilitación, 142.5% más de lo previsto inicialmente, con lo que el costo total del proyecto aumentó hasta” alcanzar 760 millones de dólares. El avalúo oficial del INDAABIN, “a valor neto de reposición”, fue de 181.8 millones de dólares, pero tres meses después de la formalización del contrato de compraventa “los vendedores presentaron avalúos, en los cuales el valor de los activos se ajustó a los hechos consumados, es decir, al monto pactado contractualmente” de 275 millones de dólares. “La adquisición de la planta de fertilizantes se realizó sin efectuar evaluaciones sobre la condición de los bienes, toda vez que, según Pemex, ‘el vendedor se opuso, ya que de hacerlo se perdería la garantía de los mismos’” (Auditoría 498DE).

Después de concretarse la operación, Ancira transfirió 3.7 millones de dólares a Grangemouth Trading Company, una

empresa fantasma usada por Odebrecht para pagos de sobornos. Por otra parte, unos ejecutivos de Odebrecht..."

Si bien Emilio Lozoya tiene una orden de aprensión y Ancira está preso, las cuentas para el pago de salarios de los trabajadores de AHMSA, así como las de los proveedores no están congeladas, los personeros del magnate inescrupuloso, agitaron a la población de Monclova, y el jueves movilizaron a miles de ciudadanos que no conocen la situación real de la empresa. La justicia va por las riquezas mal habidas de Alonso Ancira, no de la fuente de trabajo que es AHMSA.

No cabe duda de que, cuando la desgracia persigue a un individuo, sus enemigos hacen leña del árbol caído. Así que, una vez que se conoció que encarcelaron a Ancira, comenzó a circular este panfleto de manera anónima, pero con datos muy precisos. Lo reproducimos íntegro, para su conocimiento: "Este sujeto despreciable es ejemplo de concupiscencia y degradación; de todos en Monclova, es sabido que tenía una red de jovencitas contratadas en Ahmsa a las que deslumbraba mediante viajes en su jet a destinos caros, contratos para sus familiares, buenos sueldos y con ayuda de alcahuetas convencía a muchas, de ser sus cortesanas. Luego ya seducidas, las ofrecía a los clientes y amigos por cuotas de servicios profesionales, no pudiéndose negar por temor a perder las canongías y su empleo.

Hay mucha historia detrás de esto. Solo hay que rascarle un poquito. Existe gran resentimiento de muchas familias afectadas. Su esposa Susana no aguantó tantas humillaciones y se fue a vivir a San Antonio, por supuesto en una propiedad privilegiada de 6 acres con helipuerto y dos casas para visitas, un palacete a costa de los obreros y el dinero de los bancos en suspensión.

En San Antonio donó un auditorio en el colegio para millonarios, El Verbo Encarnado, donde estudiaba su hija, imponiéndole el nombre de Alonso Ancira, comentan que fue una ceremonia fatua y grotesca, que arrancó comentarios sarcásticos y de burla por su pretensión de incrustarse en la élite social local; cabe decir que la niña es de origen Holandés, adoptada por el matrimonio en los tiempos de la empresa Hoogovens en Ahmsa, en una más de sus acciones de desprecio hacia lo mexicano, pues el pseudo benefactor presume su cepa europea y le disgusta lo prieto y autóctono. Existen

decenas de ejemplos de su verdadera personalidad escondida detrás de una cortina de engaños tratando de cubrir sus excesos.

Benefactor del Padre Maciel con quien se identificaba en muchas facetas de su personalidad.

Cuando salió el libro El Legionario, mandó comprar todos los ejemplares que pudo para proteger al pederasta. El ex Ahmsa, su antiguo amigo corrido injustamente, Garcia Zuazua lo narra. Hay mucho donde escarbar.

Que resultó muy oportuna la captura de Ancira y la orden de aprensión de Emilio Lozoya. A seis meses de tomar posesión, AMLO, no movió un dedo contra nadie de la mafia del poder, incluso, pregonó el perdón y cuando sintió la presión de quienes habían votado por él por su promesa de castigar a las ratas del sexenio de Peña, comenzando con el ex Presidente, de salió por la tangente y propuso hacer una encuesta para saber si los mexicanos querían que se castigara a los ex presidentes. Primero puso una fecha, y después la cambió. Hasta ahora, ya no se ha sabido nada.

Ah, pero como estaba a una semana de que se realizaran las elecciones para gobernador en tres estados de la República y él, AMLO, siempre se la jugó con Miguel Barbosa en Puebla y, aunque perdió, la oportuna muerte de la gobernadora electa y su esposo, motivaron una segunda elección, obviamente, con Barbosa encabezando a MORENA, así que, no podía ser más oportuno mostrar autoridad a la población con el escándalos de Lozoya y Ancira, para asegurar y cerrar con broche de oro el triunfo del inefable Barbosa, un tipo que traicionó a sus correligionarios cuando estaba en el PRD; que hablaba pestes de AMLO y que oportunistamente, se sumó a MORENA para aprovechar la ola morenista para ganar la gubernatura de Puebla, cosa que no pudo a la buena, pero que a la mala, no se le pela.

Que 10 puntos que ha perdido de aceptación el Presidente en estos seis meses de Gobierno, no son poquitos. A ese ritmo, a medio sexenio va a estar reprobado, pues el efecto no es lineal, es acumulativo. Todo por ser un necio, abrir frentes sin necesidad y no poder arrancar el Gobierno. No dudo de sus buenas intenciones, pero en México con eso no es suficiente.

A propósito de la caricatura de la portada de esta publicación, la semana pasada, se dio a conocer en El Siglo de Torreón, que un ciudadano, cansado de los baches que afectan la vida de su colonia y causa desperfectos en los vehículos, decidió, con sus propios medios, tapar los baches con cemento. A pregunta expresa de los medios hacia el Alcalde sobre este hecho y sobre la gran cantidad de baches que existen en la ciudad, como es costumbre del viejito Zermeño, éste dijo que no tenía tantas manos para poder abarcar todos los baches de la ciudad. ¿Cómo la ven?

Sin Censura | Todos los derechos reservados 2022 | Torreón Coahuila | Donato Guerra 461 sur
menu