Torreon, Coah.
Edición:
20-May-2024
Año
21
Número:
905
Inicio » COLUMNAS » COMENTARIOS AL RAS / 696

COMENTARIOS AL RAS / 696


|
Por:
Comentarios Al Ras
|
23-03-2019
|
Edición:

|
Compartir:

LA TRAMPA DETRÁS DE LA REVOCACIÓN DE MANDATO

De entrada, parecería una gran idea. Si la ciudadanía comprueba o cree que el presidente Andrés Manuel López Obrador,  no está conduciendo al país por el camino correcto. Por ejemplo, si se observa (como ha venido haciendo), que con su discurso repetitivo e inconsistente, está causando división entre los mexicanos; si las medidas que toma causan un perjuicio pecuniario o de otro tipo, poniendo en riesgo la estabilidad de la economía (como en el caso de la suspensión del NAICM); si con  sus caprichos puede causar daños irreversibles a los ecosistemas (como el Tren Maya o la refinería de Dos Bocas); si su estrategia de seguridad no da los frutos deseados con su Guardia nacional y continúan a la alza los asesinatos violentos como a esta hora; si algunas de sus decisiones - tomadas al calor de su concepción moral- causan serios problemas a sectores importantes de la sociedad (como el cierre de las estancias infantiles o los centros de ayuda para las mujeres víctimas de la violencia y el retiro de los apoyos a todas las organizaciones de la sociedad civil); si para esas fechas no ha cumplido con, cuando menos, el 90% de su plan de hace 100 días, etc., pudiera ser que los 15 millones de mexicanos que votaron por él para acabar con la corrupción y por un cambio de rumbo del país, más otro tanto que voto por otros partidos, más  abstencionistas, que deben sumar alrededor de 40 millones, entonces, Andrés Manuel López Obrador, tendría que dejar la presidencia de la república.

Sin embargo, el punto central de su propuesta de revocación de mandato, no tiene que ver con lo anterior enumerado, no.

Si observamos a los gobiernos estatales, municipales, senadores y diputados elegidos bajo las siglas de MORENA el 2 de julio de 2018,  observamos que una gran mayoría de ellos, no están a la altura de las circunstancias ni de las expectativas creadas por el máximo representante de ese partido, o sea, Andrés Manuel.

Simplemente, porque, como lo hemos señalado desde antes, MORENA nunca ha sido un partido político. MORENA  fue y sigue siendo un movimiento, al que se acoge cualquier individuo, sean cual sean sus antecedentes y sus trayectorias. Por eso, se ha llenado - y se sigue llenando de oportunistas, demagogos y de gente que durante muchos años ha vivido del presupuesto público, sin haber aportado absolutamente nada.

La Presidenta Nacional  de MORENA:  Yeidckol Polevnsky, lo dijo muy claro, llamó a este tipo de gente, sabandijas, por los problemas que han generado en la selección de candidatos en los cinco estados de la república donde habrá elecciones.

Y esto lo sabe Andrés Manuel López Obrador. Sabe que MORENA, puede llegar a las elecciones intermedias de 2022, dividida, desdibujada y, en el peor de los escenarios, destrozada.

Y aquí está el truco de Andrés Manuel. Él sabe que es difícil que en la elección para la revocación del mandato salga derrotado. Pero con un mazacote como MORENA, le sería imposible conseguir -como Ahora tiene- la mayoría parlamentaria en la cámara de diputados, lo que sería funesto para poder sacar adelante su Proyecto de Nación, en los siguientes tres años.

Esto es lo que le preocupa y le ocupa, por eso, su insistencia de que se empaten las votaciones de revocación de mandato y las elecciones intermedias para elegir gobernadores, presidentes municipales, diputados locales y federales, puesto que sabe, que su sola persona, como en las elecciones de  julio de 2018, arrastrará a los candidatos de MORENA.

de hecho, las elecciones de revocación de mandato tendrían que ser en Diciembre y no en Junio, y eso  es lo que alegan los partidos opositores y algunas organizaciones empresariales y de la sociedad civil.

La semana que pasó, Andrés Manuel,  no solo aseguró que no buscará la reelección; de hecho firmó un compromiso, para que la ciudadanía crea que va en serio su promesa.

Sin embargo, los compromisos y promesas de Andrés Manuel a lo largo de su trayectoria política (sobre todo cuando fue jefe de gobierno del Distrito Federal), no han sido cumplidas, pues cómo  sabemos, cuando estaba en ese cargo en sus famosas conferencias mañaneras como las de ahora, siempre se le preguntó que si se iba a postular a la Presidencia de la República, y él siempre lo negó; incluso también dijo que lo firmaría. ¿Y qué pasó?, que en 2006, Andrés Manuel López Obrador, apareció en la boleta electoral, incumpliendo su repetida y reiterada promesa.

ahora que está más fortalecido que nunca, con índices de aprobación nunca vistos, cualquier cosa puede hacer, así diga, juré, prometa y firme. Si se le da la gana (que es lo que se supone que busca con las conservación de la mayoría del congreso), puede modificar la constitución, para buscar la reelección. Porque AMLO,  como dice una cosa, dice otra.

Las pruebas que hemos visto en estos 4 meses, son más que suficientes. Se echó para atrás con el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, que no es cuál cualquier cosa; Así como ha reculado en otros temas importantes que han perjudicado a grandes sectores de la población. No se le puede hacer nada. Así es el ADN de AMLO. ¡QUE LO COMPRE EL QUE NO HA SEGUIDO DE CERCA SU TRAYECTORIA!

Sin Censura | Todos los derechos reservados 2022 | Torreón Coahuila | Donato Guerra 461 sur
menu